DIVISAS
Dólar TRM $ 3,867.88
Euro $4,616.13
Bolivar $0.00
TASAS DE INTERES
Café lb. (May 2019) US$1.1135
U.V.R. $284.6323
DTF 1.91%
Petróleo WTI US$39.75
Usura 25.77%
OTROS
COLCAP 1,528.09
IBR %
Inflación (Jun-2021) -0.05%
Elecciones
Imagen: Colprensa

Cómo evitar el voto de rabia



Por:




Marco Orozco

Las últimas elecciones presidenciales en Latinoamérica se han caracterizado por una segunda vuelta carente de candidatos equilibrados y con ideas innovadoras, y en su lugar arrecian los candidatos cuyos discursos y recorrido son más controversiales que enriquecedores y que apelan más a las formas que al fondo.

Un hombre haciendo campaña en Perú sobre un caballo sin más propuestas que ser del “pueblo”. Un banquero en Ecuador sin ninguna propuesta distinta a evitar que vuelva la izquierda autoritaria. Eso es Latinoamérica hoy.

A los votantes rabiosos no les importa las ideas ni las capacidades de llevar a cabo los proyectos electorales de sus candidatos, lo que importa es la capacidad que estos últimos tengan de exacerbar sentimientos y de representar el espíritu de revancha frente a sus opositores.

Lea también: La otra pandemia del hambre y la pobreza

Es por eso importante hacer un análisis meticuloso en Colombia e identificar quiénes son aquellos cuyos discursos están conduciendonos a ese camino de terminar otra vez eligiendo entre el “menos peor” en segunda vuelta.

Algunos son populistas de derecha y otros son de izquierda. Unos dicen llegar a trabajar para “bajar impuestos y subir salarios” pero una vez en el poder hacen lo contrario. Otros hablan de grandes revoluciones sociales pero no capaces ni de organizar su propia campaña.

Hoy, luego de levantarse la mesa de negociación con el Comité del Paro y de haberse agotado la protesta en la calle, el gobierno deja un inconformismo prendido que puede tomar cualquier dirección.

Lo mejor que puede hacer Duque para evitar que el populismo penetre por los orificios del malestar actual es anticiparse con medidas sociales que precisamente atenúen la rabia del ciudadano.

Si se permite que el paro finalice con una sensación de derrota para los ciudadanos, quedará latente el deseo de revancha para las elecciones y los populistas lo sabrán utilizar para que el voto de rabia salga victorioso en el 2022.

Columna escrita por Marco Orozco

Más leídos en

Conéctate con nosotros